Última actualización: martes 23 abril 2019
Fuente: El Economista


México sería autosuficiente en leche y granos al culminar sexenio presidencial

Así lo aseguró Víctor Villalobos, ministro de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) del país norteamericano.

México sería autosuficiente en leche y granos al culminar sexenio presidencial

Al finalizar la actual administración, México tendrá autosuficiencia alimentaria en maíz, trigo, arroz, frijol y leche, aseguró el titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), Víctor Villalobos, quien además resaltó que el gobierno está empeñado en lograr una transformación de la agricultura del país, empezando por sacarla de la situación de abandono en la que ha estado en las últimas décadas.

En el foro, que realiza la Federación Mexicana de Lechería en esta capital, comentó que en esta tarea están enfocados a lograr la seguridad alimentaria nacional, con el fortalecimiento del mercado nacional, el cual no puede hacer caso omiso a los cambios en las políticas públicas de los socios comerciales.

Tampoco, se puede obviar el efecto de las fluctuantes dinámicas comerciales globales, y se deben considerar las presiones negativas que tienen algunos sectores de la sociedad en torno a la producción.

La suma de estas condiciones vuelve estratégica la unión de esfuerzos entre productores y gobierno, para delinear la ruta que seguirá en los próximos años esta importante industria nacional.

Ante representantes del sector, el funcionario destacó la producción de más de 12,000 millones de litros de leche anuales, que generan más de 200,000 empleos directos y aproximadamente 130 empresas formales, con una actividad económica superior a los 380,000 millones de pesos anuales.

Sin embargo, pese a este importante crecimiento, “seguimos siendo deficitarios en la producción de leche”, con un aproximado de 35% de productos lácteos de importación, por lo que se tiene que potenciar al sector.

En ese sentido, enlistó algunos aspectos que pueden detener el crecimiento del sector, como el impacto que la producción animal tiene sobre el cambio climático, particularmente derivado de la producción de gases de efecto invernadero.

El segundo tiene que ver con la huella hídrica de la producción láctea, así como su relación con la disponibilidad de agua y el cambio en la percepción de los consumidores en relación a la importancia de la leche líquida, particularmente.

Y desde un punto de vista económico-social, otro factor que ha limitado a la industria tiene que ver con la falta de inclusión de los pequeños productores a las cadenas de valor, así como intermediarios que lucran y distorsionan el mercado.

Comentarios
Agregar nuevo comentario

Publicidad



Actualidad Ganadera © 2019 Actualidad Ganadera no se hace
responsable por el contenido de sitios externos. Leer más.